¿Qué esperas?

por | agosto 16, 2015

¿Qué esperas?

por Enrique Monterroza

Que esperas

“Me levantaré e iré a mi padre…”

Lucas 15: 18a

Dios te ha visto pensativo los últimos días, El ha estado un poco preocupado por ti, porque estás perdiendo poco a poco la comunicación con El, algo está pasando, algo te está robando la atención que Dios merece, ¿Problemas?, ¿Crisis?, ¿Malas decisiones?, ¿Resultados de algo que no debía suceder?

Estas sentado con tu mirada perdida, pensado y pensado como salir de esta, tu corazón palpita más rápido de lo de costumbre, hay una sensación incomoda dentro de ti que no te deja tranquilo, sientes como ninguna silla es lo suficientemente cómoda para ti y es que hay algo que no está del todo bien.

Quisieras salir corriendo, huir, irte a algún lugar donde nadie te conociera, pero también quisieras salir corriendo a los brazos del Señor, pero hay algo que no lo permite, hay muchas cosas que quisieras hacer, pero por alguna extraña razón no haces ninguna.

¿Qué esperas para rendirte?, ¿Cuánto más lo intentaras tu solo?, mientras tanto Dios aguarda pacientemente por ti, El sabe que falta poco para que reconozcas que necesitas de Él, te ve con ojo de amor, como el amor de un Padre que ama a su hijo y que de ninguna forma le gustaría verlo sufrir.

Te haces muchas preguntas, ¿Por qué esto?, ¿Por qué lo otro?, pero nada tiene respuesta o por lo menos no logras percibirla. ¿Qué esperas?

Quisieras que ese sentimiento que te abate desapareciera, quisieras dormir y que al despertar hubiera desaparecido, pero tú sabes que es casi imposible, mientras tanto Dios se prepara para tu encuentro, El sabe que tu límite está por llegar.

Las lagrimas se asoman, quisieras sentirte amado, amada, quisieras que alguien te abrazara y te dijera: “No te preocupes, yo estoy contigo”, de pronto, en medio de ese ambiente Dios no espera mas tu llegada, sino que va a tu encuentro, desciende sobre tu vida con una presencia sobrenatural que cubre todo ese lugar, cubre por completo tu vida.

Lloras como un niño y es que necesitas sentir su abrazo, necesitas sentir que El está contigo, mientras tanto Dios te acaricia, toca tu cabello como el Padre mas amoroso a su hijo o hija amada, mientras te repite: “No temáis, Yo estoy contigo”.

Hay momentos en la vida en donde necesitamos ser abrazados por nuestro Padre Celestial, pero por alguna extraña razón evitamos ese momento, hoy te digo: ¿Qué esperas?, ¿Por qué tardas tanto?, ve delante de tu Padre y déjate abrazar.

Esos momentos de encuentro con Dios son especiales, marcan nuestra vida, nos transforman, nos hacen ver las cosas desde otra perspectiva, ¿Qué esperas?, Ve delante de tu Padre porque estoy seguro que te dirá, mientras te abraza: “No temáis, Yo estoy contigo”.

¿Qué esperas?

Escrito el 24 de Junio de 2010

Para www.enriquemonterroza.comwww.devocionaldiario.comwww.destellodesugloria.org

13 pensamientos en “¿Qué esperas?

  1. Graciela

    Cada mensaje que leo toca mi corazón. Necesito mucho de DIOS, estoy pasando por problemas familiares y de salud, y eso ha hecho que me sienta sola, triste y con sequedad espiritual. Sigo esperando en mi DIOS y SEÑOR, sé que ÉL no me abandona, pero me siento muy cansada espiritual y físicamente. Por eso agradezco a DIOS por su vida, amado hermano en el SEÑOR, Enrique Monterroza, por bendecirme a diario con los mensajes que me envía. Me encomiendo a sus oraciones, DIOS le siga bendiciendo para bendecir. Un abrazo en CRISTO JESÚS, REY y SEÑOR de nuestras vidas. Amén

  2. Edwarh Hernandez Damas.

    primeramente le doy Gracias a Dios por que me llego este espacio, buscando imagenes, y resulto una bendicion, cada tema expuesto tiene un enfoque a nuestra vida diaria, donde dia con dia como cristianos tenemos que romper las barreras de pruebas donde nosotros mismos somos responsables, pero no lo podemos aceptar menos percibir, en nuestro diario vivir, las preocupaciones, las aflicciones, las mentiras, el no apoyar a los mas necesitados, etc, pensaba una cosa, que pasaria si un grupo de hermanos nos reunimos y de las bendiciones que nos da Dios vamos a los nosocomios para darles a limentos y orar pos sus emfermos, es nuestro obligacion de apoyar a nuestros semejantes, yo he pasado por esa situacion, y en verdad es donde he leido varios articulos y si que me han ayudado a mejorar mi vida ser mejor hijo de Dios, pero si les dejo un mensaje que me tienen muy preocupado mi prima Dorcas Jimenez Ulin se detecto cancer en el estomago, les pido que oren para que Dios se manifieste en ella y la cure si es su voluntad, mil gracias por este espacio y que DIos les bendiga siempre.

  3. ROSA MARY GARCIA

    Le doy gracias a MI PADRE CELESTIAL, porque siempre està conmigo. Hoy me ha hablado tan puntual, que es imposible negar su presencia y lo mucho de su amor hacia mi. Le doy gracias a Dios por este varon que es utilizado para llegar con sus palabras en el momento justo. DIOS TE AMO. ERES EL PRIIMERO EN MI VIDA. ERES LO MAS GRANDE QUE HAY EN MI VIDA.

  4. ehtel

    una vez mas,considero que cada uno de sus escritos es de inmensa bendición para cada persona que los lee, siempre he he dicho que la claridad y sencillez de palabras que utiliza es lo que nos permite poder entender a cabalidad lo que Dios ha puesto en su corazón para bendecirnos diariamente, en verdad es un gran bendición, gracias porque en este día en que tengo un examen en la Universidad y los días posteriores, se que Dios estará conmigo, y pese a que siempre esta el temor a fracasar, esta vez pareciera que se ha esfumado, es extraño sentirse confiado en Dios, tal vez nuestro corazón lo este, pero nuestra mente desea sentirse intranquila, con ese sentimiento de que nada es seguro, pero el corazón y el espíritu muchas veces perciben cosas que nuestra mente humana no lo hace…y eso es Confianza en ese padre hermoso, que solo desea que alsemos la mirada y decirnos “te amo,yo estoy contigo”

  5. JOSE LUIS GONZALEZ

    bendiciones hermano enrique en este dia por su mensaje,gracias al señor que lo siga usando para ser de bendicion a tantas personas.bendiciones para todos ,amen.

  6. María Borgono

    Gracias por esta bellísima reflexión, es verdad hay veces que nos sentimos solos, desesperados y pareciera que no hay salida, es en esos momentos que debemos correr y abrazar a nuestro Padre Celestial. Anoche senti esa necesidad y le dije a mi Señor en oración, Padre déjame abrazarte, y en el Espíritu me abraze fuertemente a Él, y senti mucha paz. Dios los bendiga hermanos!!!♥

  7. susana

    Una noche me sentia tan sola,que alzando mis ojos le dije a Dios:cuanto nesecito un abrazo!!!me abrazas esta noche?claro,quede dormida…pero cuando a la mañana siguiente desperte ahi fue cuando senti Su abrazo!!!que felicidad!!!que comunion con MI PADRE CELESTIAL!!!Gracias Señor porque Tus ojos no se apartan de mi,Amen!

  8. Helen miranda

    le doy gracias por estas reflexiones que tanto me ayudan a enfrentar las situaciones, los problemas,aveces nos dejamos llevar por eso y queremos desahogarnos con el llanto pero ante todo debemos tener en cuenta que Dios esta con nosotros y que el nos tiene grandes propósitos en nuestras vidas.. y que el me recompensara tarde o temprano solo es cuestión de tener fe en que si lo hará. dios los bendiga =)

  9. consuelo

    Hoy llegue de la clínica donde esta mi esposo hospitalizado hace once días, es una situación difícil porque no tengo apoyo ni de la familia de el ni de la mía, me canso física y mentalmente , pero solo se que DIOS me dio una promesa ” No temas que yo estoy contigo, no desmayes que yo soy tu DIOS que te esfuerzo, siempre te ayudare…yo soy tu DIOS quien te sostiene de tu mano derecha y te dice No temas que Yo estoy contigo.”Eso me levanta, le adoro y puedo dormir. Gracias por este mensaje de DIOS para mi a través de Usted. Bendiciones.

  10. jose luis gonzalez

    gracias hermano por todos sus devocionales los veo todos los dias dios le siga bendiciendo en gran manera un abrazo fraterno para usted y toda su familia.

  11. Pingback: Audio: ¿Qué esperas?:: Enrique Monterroza :: Sitio Oficial | :: Enrique Monterroza :: Sitio Oficial

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *