Cuando duele el NO de Dios

por | mayo 19, 2015

Cuando duele el NO de Dios

por Enrique Monterroza

A veces nos acostumbramos a que Dios responda positivamente a todo lo que pedimos y se nos olvida que también existen otras dos respuestas más de Dios, la: “Espera” y el “No”.

A veces creemos que Dios está obligado a contestar nuestras peticiones de la forma que nosotros queremos, en el tiempo que nosotros lo necesitemos y donde lo queremos, pero se nos olvida que también Dios tiene su propia perspectiva del asunto y a veces nuestro tan ansiado o esperado “SI” puede ser un rotundo y duro de asimilar: “NO”.

¿Qué pasa cuando Dios no responde como esperamos que Él lo haga? ó ¿Qué pasa cuando su respuesta es NO?

Hoy con mí amada esposa Yamita recibimos una de esas respuestas que son: NO.

¿Qué duras son verdad?, a veces estamos tan acostumbrados a que todo sea un SI o un ESPERA con mucha fe de que se convierta en un SI, pero cuando aparece el NO pareciera que no estamos preparados para recibirlo.

Se nos hace fácil recibir un SI de Dios y también se nos hace menos difícil recibir un ESPERA, pero cuando recibimos un NO pareciera que algo está mal, pareciera que quizá Dios no leyó muy bien su agenda o hay un error, porque ese NO, no puede ser posible, porque nosotros esperamos siempre un SI.

No es que la agenda de Dios este equivocada, ni que la haya leído mal, menos que se equivocaran de respuesta o de persona, es que simplemente Dios dijo: NO.

Humanamente duele ilusionarse con una respuesta y cuando se llega el momento entender que esa respuesta es totalmente diferente a lo que en su momento pensamos, soñamos o hubiéramos querido, pero ¿Qué?, ¿Podemos hacer algo?, ¿Debemos llevarle la contraria a Dios?, ¿Nos vamos a enojar con Él?, ¿Vamos a dejar de creer en Él?, ¿Nos alejaremos de sus caminos?, ¡De ninguna manera!

La  Biblia lo describe de esta manera:

“Ante ti, nada podemos hacer los que vivimos en la tierra. Tú haces lo que quieres con los ejércitos del cielo y con los habitantes del mundo. Nadie puede oponerse a ti, ni hacerte ningún reclamo”

Daniel 4:35 (Traducción en lenguaje actual).

“Si el SEÑOR de los ejércitos lo ha determinado, ¿quién puede frustrarlo? Y en cuanto a su mano extendida, ¿quién puede volverla atrás?”

Isaías 14:27 (La Biblia de las Américas)

Si El arrebatara algo, ¿quién le estorbaría? Quién podrá decirle: “¿Qué haces?”

Job 9:12 (La Biblia de las Américas)

“Mas antes, oh hombre, ¿quién eres tú, para que alterques con Dios? ¿Dirá el vaso de barro al que lo formó: ¿Por qué me has hecho así?”

Romanos 9:20 (Reina-Valera 1960)

Leer estos versos de la Biblia entre muchos otros similares que podemos encontrar, me hace reflexionar en una sola cosa: LAS DECISIONES DE DIOS SON LAS QUE TIENEN QUE SER.

Amados y amadas, cada uno de nosotros tenemos que estar consientes que la vida cristiana no se tratara de solo respuestas positivas o como nosotros las queramos, a veces tendremos que enfrentarnos a respuestas totalmente diferentes a como pensábamos o a como queríamos.

Debemos estar preparados para el NO de Dios, y no tenemos que tener actitudes negativas ante sus respuestas, independientemente de cuáles sean tenemos que someternos a ellas y seguir confiando en que en Él, porque el Apóstol Pedro dijo algo muy cierto: “Le respondió Simón Pedro: Señor, ¿a quién iremos? Tú tienes palabras de vida eterna” Juan 6:68 (Reina-Valera 1960).

Quizá en este momento estés enfrentando un “NO” de Dios, quizá sea muy doloroso, quizá nunca hubieras querido que las cosas fueran así, te entiendo, yo sé que es eso, sé lo duro que es asimilar esa respuesta y sobre todo aceptarla, pero ¿Sabes qué?, estoy seguro que eso era lo mejor, porque si Dios lo quiso así, es porque su perspectiva de las cosas lo movió a dar esa respuesta.

Los planes que Dios tiene para cada uno de nosotros llevan una línea perfecta que fue trazada por Él desde un principio, por tal razón cada respuesta que Él da lleva como objetivo cumplir esos planes independientemente si nosotros lo entendemos en el momento o no.

Job comprendió esto y dijo: “Reconozco tu gran poder; nadie puede impedirte llevar a cabo tus planes. Tú preguntas quién soy yo, que siendo un ignorante he puesto en duda tu sabiduría. Reconozco que he dicho cosas que no alcanzo a comprender, cosas que son maravillosas y que en realidad no conozco” Job 42:2-3 (Traducción en lenguaje actual).

Es difícil aceptar el NO de Dios, pero mi satisfacción es saber que mi vida y todo lo que me ha dado esta en sus manos y si Él quiere será y si no, pues no será, lo bueno de todo es que SOMOS DEL SEÑOR.

¡Tú garantía es que eres propiedad del Señor! Por lo tanto ¡Ánimo!

Escrito el 20 de Diciembre de 2011

Escrito originalmente para www.destellodesugloria.org

Autorizado para publicarse simultáneamente en: www.devocionaldiario.com, www.enriquemonterroza.com y http://reflexionesydevocionales.blogspot.com

8 pensamientos en “Cuando duele el NO de Dios

  1. Ana Maria

    Obviamente resulta dificil recibir un No cuando uno espera un Si; mucho más difícil si ese No viene de Dios!. Ante eso nuestra reacción puede ser equivocada, pero entonces sabemos que Dios no nos obliga a nada y que si le amamos a pesar de lo que pensemos o sintamos en el momento, obedecerlo es lo mejor!..Después de eso, vemos entonces que Dios es tan hermoso, que ha tomado la mejor decision por nosotros mismos 🙂

  2. Rosibell

    BENDICIONES A TODOS!!!…. Excelente devocional Hno. Enrique, que Dios me lo siga respaldando en su precioso ministerio y que este proximo año 2012 venga repleto de exitos y muxisimas bendiciones para ud y su linda familia, hasta pronto.

  3. blanca estela escudero tapia

    Es verad hn cuan dificil es recibir un no por respuesta como ya he comentado llevo un tiempo en prueba y este ha sido en la cama ya ni aiuiera llvo cuenta pero son mas o menos 3 mese esperando en el SEÑOR todo este tiempo ha sido una lucha en el pensamiento y mas con las peticiones de los hnos y mi familia los cuales oran por mi restablecimiento pero curiosamente ayer recorde estamos en este mundo pero no somos de este mundo hablaba con mi hija y le decia MI SEÑOR siempre me llevara a la victoria pero esta tal vez no sea la que todos quieren y esperan y tiempo atras yo dij si me sana le alabare y si no tambien

  4. lorena

    es verdad es dificil esperar un no por respuesta pero solo dios escudriña todo aquello que nos puede dar alegria y aquello que miramos con tanto dolor puede ser lo que nos enseña en el aprendisaje por la vida llevo muchos dias pidiendo ha dios que me fuerzas para tomar desiciones comforme ha su volunta porque yo en mi propia carne no logro hacerlo se que dios tiene un plan perfecto para mi pero muchas veces no lo veo llegar y es hay cuando nuevamente dios por medio de estos mensajes me recureda que me ama que nunca me ha dejado sola y que todo hace parte de su proposito

  5. Nathalie

    Amen, Dios me envió a esta pagina y me ha bendecido muchísimo…. que bendición es que Dios use a personas para hablar claro… Gracias mil

  6. Elizabeth Piamo

    Bueno, en realidad yo le pido a Dios que me permita ver lo que el ve, y que aparte el dolor ya que eso nos impide ver realmento lo que tenemos frente a nuestros ojos, yo quiero estar segura de que Dios me esta diciendo que No, para asi sentirme tranquila, porque en el fondo se que si el No viene de el es porque hay algo mejor para mi y mi famila.
    como hacer para diferenciar un No de un espera…
    Le bendigo¡¡!!

  7. flor

    Asi es, solo Dios sabe el porque de las cosas, es dificil recibir un NO, pero, si le pedimos que nos fortalesca y que nos ayude a aceptar ese NO, en lugar de reclamarle, el nos ayuda. Dios los bendiga.

  8. EMIR

    REALMENTE ES DURO. SABER QUE DIOS A DICHO NO. SIEMPRE ESPERAMOS UNA RESPUESTA POSITIVA DE SU PARTE, PERO CUANDO SU RESPUESTA NO ES LA ESPERADA QUEREMOS OLVIDAR Y DEJAR TODO, Y EN NUESTRA SABIDUARIA QUISIERAMOS VOLVER ATRAS PERO DIOS ES SOBERANO Y SABIO EL SABE LO QUE NOS CONVIENE CADA UNO DE SUS HIJOS; TRAIGO A MEMORIA EN ESTE MOMENTO “QUIEN SI UNO DE SUS HIJOS LE PIDE UN PAN LE VA A DAR UNA PIEDRA” GRANDE ENSEÑANSA NOS DEJA ESTE DEVOCIONAL Y TODOS LOS QUE EL ESPIRITU SANTO INSPIRA AL HERMANO ENRIQUE. ALELUYA. GLORIA A DIOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *