Dejando todo para seguirlo

por | noviembre 5, 2015

Dejando todo para seguirlo

por Enrique Monterroza

Enrique-dejandolo-todo-para-seguirlo

En los últimos meses me he interesado por la fotografía, pues además de ser un buen pasatiempo también me hace desestresarme y mostrar lo hermoso que pueden ser aquellas cosas que muchas veces solo las vemos de “reojo”.

A través de la fotografía estoy aprendiendo a apreciar cada detalle de la creación divina y realmente me he llevado grandes sorpresas al notar lo hermoso que puede ser aquello de lo cual estoy acostumbrado a ver, pero ahora detrás de un lente artístico.

El fin de semana realice algunos disparos con mi cámara en un lugar hermoso de mi lindo país El Salvador, el sitio escogido fue “La Laguna Verde” ubicada en el departamento de Ahuachapán. Capte algunas fotos que me gustaron y otras que a pesar de no ser deslumbrantes me hicieron reflexionar y una de ellas es la que dio a luz a este mensaje.

Al buscar un versículo que se acoplara con la fotografía (Click para ver la fotografía) que capte llegue al siguiente:

“Y ellos, dejando al instante la barca y a su padre, le siguieron.”

Mateo 4:22 (Reina-Valera 1960)

Esa foto sin ser una excelente captura me llevo a una gran reflexión, me puso a pensar en lo que yo estoy dispuesto a dejar por seguir a Jesús.

El versículo habla sobre el llamamiento que hizo Jesús a aquellos hombres que se iban a convertir en sus discípulos, en especial este versículo narra lo que hicieron Jacobo y Juan al escuchar el llamado de Jesús, ellos literalmente dejaron TODO por seguir a Jesús.

Jacobo y Juan eran dos pescadores que ayudaban a su padre Zebedeo en dicha labor, ellos vivían de la pesca, trabajaban con su padre, era TODO lo que ellos tenían, sus redes, su barca, su padre, pero al escuchar el llamado de Jesús ellos no pudieron resistirse, decidieron en segundos dejar TODO por seguir a Jesús.

¡Vaya que lección!, a veces nosotros estamos tan entregados a las cosas de este mundo, a lo material, a lo sentimental, a nuestros sueños y anhelos, olvidándonos de Jesús, de su obra, de su Ministerio, de lo que Él quiere que nosotros hagamos.

Hoy en día pocos están dispuestos a dejar todo lo que tienen por seguir a Jesús, la gran mayoría estamos acomodados a una vida relajada en todo sentido, y al encontrarnos cómodos no queremos tomar la decisión de dejarlo TODO por seguir a Jesús.

Hoy quiero invitarte a reflexionar sobre que es aquello que tienes que dejar para comenzar a seguir a Jesús como Él se lo merece.

¿Cuáles son tus redes?, ¿Cuál es la barca que tienes que dejar al instante por seguir a Jesús?

Seamos valientes, el llamado de Jesús es para bien y no para mal, si Él te llama es porque ha de hacer historia contigo, nunca dudes de su llamado, nunca tardes en tu respuesta, si Dios te llama, entonces, responde al instante y ve y síguelo.

Dejemos aun lado todas aquellas cosas que nos impiden seguir a Jesús como Él se lo merece, ya no es tiempo que tratemos de seguirlo mientras aun estamos tomados de las cosas que deberíamos haber dejado atrás.

Jesús se merece que lo sigas porque cuando lo haces toda tu vida cambiará para bien.

¡Es hora de dejarlo todo y seguir a Jesús!

Escrito el 10 de Junio de 2013

Escrito originalmente para www.destellodesugloria.org

Autorizado para publicarse simultáneamente en: www.devocionaldiario.comwww.enriquemonterroza.com y http://reflexionesydevocionales.blogspot.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *