Hoy quiero reconocer que necesito ayuda

por | diciembre 1, 2010

Hoy quiero reconocer que necesito ayuda

por Enrique Monterroza


“Así dice ahora el Señor Todopoderoso: ¡Reflexionen sobre su proceder!”

Hageo 1:5 (Nueva Versión Internacional)

Es difícil poder ayudar a alguien que no reconoce que necesita ayuda; pueda que tengamos la mayor intención de ayudar a esa persona, pero si esta no reconoce que necesita que se le ayude, todo será en vano.

Y es que en la vida espiritual pasa lo mismo, hay momentos en los que necesitamos ayuda, pero no lo queremos reconocer. Es como andar con una piedrita en el zapato y a pesar de saber que está allí, no hacemos nada por sacarla para poder caminar cómodamente.

Y es que también pasa a veces que creemos que somos los “súper espirituales” y que si los demás miran que somos “débiles” entonces perderán el concepto que tienen de nosotros. ¿Cuántas personas por no perder ese “concepto”, han muerto espiritualmente por no reconocer que necesitaban ayuda?

Hay una cosa que debemos tener bien claro y nunca se nos tiene que olvidar: Todos somos propensos a ser débiles, por naturaleza somos dados al pecado y a lo malo. Pero desde que Cristo entro a nuestro corazón, las cosas comenzaron a cambiar. Y digo comenzaron a cambiar porque cada día me doy cuenta que hay tantas cosas que necesitamos que Dios cambie.

Quizá tú seas una persona con una imagen intachable delante de las personas en cuanto a lo espiritual, pero a lo mejor estas sufriendo con alguna adicción a cierto pecado y eso te hace sentir hasta cierto punto hipócrita. Quizá no has hecho nada por superarlo o simplemente no quieres reconocer que no puedes superarlo y que necesitas urgentemente ayuda.

La Biblia dice: “Antes del quebrantamiento es la soberbia, Y antes de la caída la altivez de espíritu”. Proverbios 16:18 (Reina-Valera 1960)

Creerse el “Súper Cristiano” y no reconocer que necesitas ayuda es el error más grande que puedes cometer y dicha altivez de espíritu provocara tu caída. ¿Por qué no ser sinceros, humildes, realistas y reconocer la necesidad enorme que tenemos de ayuda divina?

Ya no batalles mas en tus propias fuerzas, no escondas lo que no se puede esconder, no defiendas lo indefendible, simplemente RECONOCE que necesitas ayuda.

Pueda que seas muy bueno, para salir de tus problemas por ti mismo, pueda que tengas la voluntad para decir no a esto o aquello, pero si no dejas que Jesús gobierne tu corazón entonces tarde o temprano caerás en lo mismo, porque solo en Cristo se encuentra la verdadera fortaleza para vencer.

¡Vamos, tu sabes bien que hay algo que te está hundiendo!, tu sabes bien que eso que estas practicando no es correcto, ni mucho menos es avalado por el Señor, reconoce que has fallado y sobre todo reconoce que necesitas que Dios tome tu vida por completo y te renueve, déjale tu vida en sus manos, porque El hará de ti algo maravilloso, solamente reconoce tu necesidad de Él y ríndete por completo al Señor.

El primero paso para la VICTORIA se llama: RECONOCIMIENTO. El reconocer tus errores y la necesidad que tienes de que Dios tome tu vida en sus manos y El la dirija es la clave para superar cualquier obstáculo que se te presente en la vida.

¡Reconozcamos hoy nuestra necesidad de Él y rindámonos delante de nuestro Señor!

Estoy seguro que nuestro Dios al ver esa actitud humilde actuara a tu favor.

“El Señor es excelso, pero toma en cuenta a los humildes y mira de lejos a los orgullosos”.

Salmos 138:6 (Nueva Versión Internacional)

Escrito el 1 de Diciembre de 2010

Para www.enriquemonterroza.comwww.devocionaldiario.comwww.destellodesugloria.org

2 pensamientos en “Hoy quiero reconocer que necesito ayuda

  1. Pingback: Tweets that mention Hoy quiero reconocer que necesito ayuda | Enrique Monterroza :: Sitio Oficial -- Topsy.com

  2. maria lazo

    Hay que ser humildes de corazón para reconocer los errores, como lo hacen los cristianos arrepentidos de su vida anterior y con sus testimonios nos demuestran que el amor de nuestro Padre Celestial cura todo, nos hace nuevas personas. Dios le bendiga!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *