Llamados a ser la diferencia

por | diciembre 12, 2010

LLAMADOS A SER LA DIFERENCIA

por Enrique Monterroza


“A estos cuatro muchachos Dios les dio conocimiento e inteligencia en todas las letras y ciencias; y Daniel tuvo entendimiento en toda visión y sueños. Pasados, pues, los días al fin de los cuales había dicho el rey que los trajesen, el jefe de los eunucos los trajo delante de Nabucodonosor. Y el rey habló con ellos, y no fueron hallados entre todos ellos otros como Daniel, Ananías, Misael y Azarías; así, pues, estuvieron delante del rey. En todo asunto de sabiduría e inteligencia que el rey les consultó, los halló diez veces mejores que todos los magos y astrólogos que había en todo su reino”

Daniel 1: 17-20


Hoy en día los jóvenes ya no son el futuro de la Iglesia, sino mas bien el presente, si te das cuenta están en todas las áreas de servicio en las congregaciones, algunos lideran iglesias o Ministerios muy bendecidos, no podemos negar que la labor juvenil en las Iglesias es una realidad.

Pero, ¿Qué pasa cuando no entendemos nuestra función en cuanto al servicio de Dios?, ¿Será que realmente estamos siendo la diferencia en las congregaciones o será que nos estamos quedando callados y sentados sin hacer nada mientras la Iglesia no prospera?, definitivamente Dios nos llama a ser la diferencia.

Joven, tu tienes un potencial tremendo que necesitas explotar para ver cumplidos tus mayores sueños y realizar el trabajo que Dios te ha mandado a realizar. Mientras tu no entiendas la función que debes cumplir en tu congregación no podrás ser la diferencia.

Este tema va dirigido en especial a todos aquellos que en momento determinado de su vida cristiana se quedaron estáticos, olvidando el propósito por el cual fueron llamados, esto es: A SER LA DIFERENCIA.

¿QUÉ SIGNIFICA SER LA DIFERENCIA?
En un equipo de fútbol juegan 11 jugadores, estos once jugadores tratan por todos los medios de trabajar juntos para poder anotar un gol, pero cuando se encuentran con un equipo que es defensivo y juega muy bien por zonas, se enfrenta al mayor problema de un equipo de fútbol, esto es: no poder anotar. Es ahí en donde se necesita un jugador que sea diferente a los demás y que tenga las cualidades para hacer la diferencia, esto se le llama así en el fútbol porque esa clase de jugador sobresale entre los demás, ya sea por su técnica, buen dominio de balón, disparo fuerte, buena gambeta, etc. Esta clase de jugador es el que hace la diferencia en un juego, no importando que el equipo contrario este metido en su campo defendiendo con uñas y dientes, pues segundo bastaran para que la capacidad de este jugador le permita hacer un espacio en el cual pueda disparar y anotar el tan ansiado gol.

En la Iglesia es lo mismo, hay un grupo de personas que en conjunto tratan de hacer bien las cosas, pero la mayoría son cristianos promedios, que se conforman con servir en “x” Ministerio y aunque este no prospere ni de frutos ellos se siente conformes con el hecho de pertenecer a ellos. Algo que desde mi punto de vista esta mal, es ahí en donde se necesita gente que haga la diferencia, personas que no se conformen con lo mínimo, sino que sean emprendedores que tengan sueños grandes y trabajen para cumplirlos. Esta clase de personas son las que mueven masas, son los que animan y tratan de cambiar el denigrante presente, para hacerlo grandioso y lleno de frutos.

¿QUÉ CARACTERÍSTICAS TIENE UNA PERSONA QUE HACE LA DIFERENCIA?
A lo mejor tu no te has dado cuenta que puedes hacer la diferencia en el lugar en donde vives, la mayoría siempre espera que alguien mas se levante y que los saque de la esclavitud de la conformidad. Los israelitas en Egipto no hacían nada para ser libres estaban tan conformes con hacer ladrillos que se olvidaban de la bendición que su Dios les había prometido, cada uno de ellos esperaba que alguien mas se levantara y realizara el trabajo de liberarlos. A lo mejor eso mismo pase en tu lugar de residencia, hay muchos esclavos conformes con ir los domingos a la Iglesia o servir en un Ministerio que no prospera. Es hora de levantarte y hacer la diferencia, no esperar que alguien más se disponga ha realizar lo que tú puedes comenzar a hacer, para eso quiero darte algunas características de una persona que hace la diferencia tiene:

Es una persona consagrada. Indiscutiblemente toda persona que quiera hacer la diferencia tendrá que tener una buena comunión con Dios, pues por mucho que intentes ser la diferencia con las capacidades bonitas que tengas, no podrás, pues la consagración va de la mano con la capacidad de ser diferente. Cuando hablo de consagración me refiero a tener constantes devocionales personales en los cuales puedas tener una cercana comunión con Dios.

Es una persona que los comentarios negativos no lo detienen. A las personas que son la diferencia no los detiene nada, pueden inventar 1000 cosas negativas de ellos, pero su mismo amor por tratar de sacar adelante el Nombre de Dios los hace seguir avanzando tras su objetivo sin volver a ver atrás.

Es aquella persona que siempre anda motivando a medio mundo. Las personas que hacen la diferencia son aquellos que siempre motivan a medio mundo, son aquellos que siempre tienen una sonrisa para ti aunque estén pasando por los peores desiertos, son aquellos que tratan de ayudarte a salir adelante y no permiten que te quedes atrás.

Es aquel que no se conforma con poco. Una persona que hace la diferencia no se conforma con asistir los domingos a la Iglesia, sino mas allá de eso, tratan la manera de invitar y hablar de Dios a las personas, esta clase de personas son las que anhelan hacer grandes cosas y las cumplen, pues se trazan objetivos grandes, y tienen plena seguridad que su Dios también es Grande.

Es aquel que siempre tiene una respuesta para cada problema. Curiosamente las personas que hacen la diferencia siempre tienen una respuesta a cada problema, pues su misma comunión con Dios les hace tener sabiduría para decidir lo mejor. Esta clase de persona siempre tiene una respuesta positiva en medio de los problemas gigantes que se presentan, no se dejan llevar por lo que ven sus ojos, sino mas bien confían en el que es mas Grande que cualquier problema.

Es una persona que nunca dice “no” al servicio. Cuando tu quieres hacer la diferencia nunca dices “no” al servicio, siempre estas dispuesto a ayudar en lo que sea y no velas por tus intereses sino mas bien, por los intereses de tu Señor. Nunca niega su servicio sino que al contrario siempre están dispuestos a trabajar para la obra de Dios.

Es aquel que realmente ha comprendido el propósito por el cual fue llamado. Creo que esta es la cualidad que hace que las demás existan, ya que desde el momento que entiendes el propósito de Dios para tu vida comienzas a ser la diferencia en lugar que estés.

¿ESTAS DISPUESTO A SER LA DIFERENCIA?
Jóvenes sin duda Dios nos llama a grandes cosas, pero depende de cada uno de nosotros si queremos ser accesibles a la voluntad de Dios para nuestra vida o ser todo el tiempo pasivos.

¿Cómo te sientes cuando quieres emprender algo y nadie te apoya?, sin duda te sientes mal porque a lo mejor la idea tuya es para bendecir vidas, pero muchos quizá no lo ven de esa forma, porque están segados por el conformismo. No seas conformistas, no te conviertas en un cristiano promedio, se 10 veces mejor, no es posible que mientras el mundo se muere sin Dios, nosotros estemos sentados en las sillas de nuestra congregación viendo como nadie hace nada por sacar adelante la obra de Dios.

Quizá tu tengas las ganas de poder hacer la diferencia, pero tus autoridades espirituales no te lo permitan, no con eso dejas de ser la diferencia, al contrario, lo mas recomendable es sujetarte hasta el punto que Dios te lo permita, ya que el sometimiento atrae la bendición de Dios y si tus autoridades están obstaculizando el mover de Dios en tu vida, entonces Dios se lo cobrara, tu solo se fiel a Dios en lo poco y el te pondrá en lo mucho, aunque pasen semanas, meses o años, si tu realmente quieres hacer la diferencia en tu ciudad lo lograras, ya sea de una forma u otra.

Algo tienes que saber, cuando eres llamado a ser la diferencia, Dios te abre puertas que ni siquiera sabias que estaban ahí, el propósito de Dios para tu vida te hará convertirte en un joven que realmente haga la diferencia.

Posiblemente tu has estado pensado últimamente que no vale la pena ser la diferencia, pero te tengo que decir que estas equivocado, personas como tu o como yo un día se dispusieron a ser la diferencia y tuvieron grandes resultados, ejemplo: un rey David que fue un hombre conforme al corazón de Dios, un Moisés que fue el hombre mas manso sobre la faz de la tierra, un Abraham que fue considerado amigo de Dios, un Enoc que camino con Dios y no vio la muerte, un Elías que tampoco vio la muerte y que hizo grandes cosas en el Nombre de Jehová de los Ejércitos, un Josué que aun con su juventud se desgasto para Dios y confío en Dios junto a Caleb, un Daniel que fue fiel en medio de un mundo infiel, un Pablo que aunque lo apedreaban en una ciudad el día siguiente esta ahí mismo predicando, un Timoteo que pese a su inexperiencia y su juventud era ejemplo y así muchos mas hombres y mujeres del ayer que se dispusieron a ser la diferencia y hoy en día son recordados como hombres y mujeres de Dios.

¿Qué decisión tomaras tu?, ¿Hacer la diferencia en medio de tanta gente? o ¿Acomodarte a ser un cristiano promedio?, la respuesta la tienes tu.

Cuando te dispones a ser la diferencia comienzas a ver tantas bendiciones de parte de Dios como no tienes idea y cada día que pasa te alegras de haberte dispuesto a ser la diferencia. Por otra parte si quieres seguir acomodado a la vida espiritual que llevas y al servicio que prestas nunca sabras lo que es “HACER LA DIFERENCIA”.

Te reto a ser la diferencia en tu ciudad, en tu colegio y universidad, en tu casas, en tu congregación, en tu país, en cualquier lugar en donde te encuentres, se siempre la diferencia en este mundo indiferente.


Escrito en Junio de 2007 para: www.destellodesugloria.org

3 pensamientos en “Llamados a ser la diferencia

  1. Pingback: Tweets that mention Llamados a ser la diferencia | Enrique Monterroza :: Sitio Oficial -- Topsy.com

  2. maría lazo

    Asi es; ser cristianos auténticos. Donde quiera que esten, se vea reflejado el amor de Dios en ustedes, los jóvenes. Dios le bendiga!

  3. Milagros Martnez

    Dios les bendiga! En realidad que hay muchas personas adultas que la juventud esta perdida; pero la realidad es que hay muchos jovenes dedicados al servicio a Dios y han dedicado todo para la obra de Dios. Nosotros podemos seguir haciendo la diferencia. Que Dios siga bendiciendo la juventud y hacia adelante que la victoria es nuestra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *